Formación del Transporte

“Lo que prima es el compromiso entre la seguridad y la eficacia a partes iguales”

12Jun2012

Como Director de la escuela de formación MS Esfor, Manuel Santos lleva más de una década formando a miles de profesionales que tienen en la mejora de la productividad y la eficiencia de sus vehículos su gran objetivo.

Y desde hace unos años mantiene un acuerdo de colaboración con Iveco por el que tambiéndirige el Centro CAP con el que cuenta la compañía en sus instalaciones de Madrid.

Ocurre que la crisis por la que está atravesando el conjunto de los diferentes sectores económicos en general y el sector del transporte de mercancías por carretera en particular, hace que esta necesidad de optimizar los recursos y mejorar la eficiencia de los vehículos se haga más perentoria.

Gestores activos

De ello es consciente Manuel Santos, quien afirma que “sacar el máximo rendimiento de la tecnología embarcada de los vehículos es algo lógico y normal, de ahí que la formación sea tan importante. Hay que tener claro por todo ello que el concepto de profesional ha cambiado de manera importante, en tanto que han dejado de ser un conductor activo para pasar a ser un auténtico gestor”.

Está claro por ello que hay que gestionar el vehículo. “Un camión de última generación es capaz de gestionar hasta el 80% de las situaciones de conducción, y lo que yo digo es que ese 20% restante es en el que se tiene que implicar el conductor, para de alguna manera mitigar las disfunciones que se puedan presentar, es decir, tiene que ser capaz de anticiparse a determinadas situaciones, porque estamos hablando de máquinas que no son inteligentes. Y ahí es donde entramos nosotros, los formadores”, añade.

¿Cuál es el problema? Pues que la mayoría de las veces falta la base, “en tanto que el conductor se ha vinculado a la tecnología de tal manera que no es capaz de funcionar con el criterio claro de dónde tiene que intervenir y para qué tiene que hacerlo, con lo que se produce las disfunciones a las que aludía. Por ejemplo, cuando hablamos de zona verde, un vehículo tan sofisticado como los actuales o trabajas dentro de ese espectro o si no lo haces el camión te penaliza mucho más de lo que incluso lo haría la tecnología clásica. Es decir hay que tutelar su funcionamiento, particularidad que se ve reflejada en una clara mejora de la eficiencia, o lo que es lo mismo, el consumo”, continúa Manuel Santos.

Existe actualmente con todo un gran déficit de información y de formación para adaptarnos a las nuevas tecnologías. Es por lo que Manuel Santos propone una serie de líneas de actuación para tratar de optimizar los recursos en su justa medida. “Lo primero que tenemos que hacer es preconizar bien, es decir, tenemos que tener claro las necesidades que tenemos dependiendo del tipo de actividad que vayamos a realizar. Luego hay que tener presente que hay que realizar un correcto mantenimiento del vehículo, y finalmente tenemos que utilizarlo de manera correcta. Sólo así seremos capaces de incrementar nuestra productividad”, asegura.

La importancia del consumo

Claro está que muchas veces todo se fía al consumo, algo que para Manuel Santos no siempre debería ser así. “Hay que tener claro que no se puede adaptar este concepto a cada situación puntual. Y me explico: es de vital importancia tener claro algo tan importante como la seguridad. Una conducción de calidad implica tener rentabilidad, pero también seguridad. Lo que decimos es que es preciso conocer que un dispositivo como el control de estabilidad (ESP) en determinados recorridos es de vital importancia, y la utilización del mismo va en detrimento de la eficiencia, porque un vehículo con ESP va a gastar más que uno que no lo tiene. ¿Qué prima? Pues el compromiso entre la seguridad y de la eficacia a partes iguales. Nosotros queremos dar a entender que el transporte es vivo, se hace a demanda, no a criterio propio, y que no es lo mismo conducir a una hora que a otra o por diferentes carreteras, por poner una serie de ejemplos. A partir de aquí, intentamos, con nuestros recursos, que los profesionales mejoren su rendimiento y en consecuencia su eficacia. Por dar un cifra, esta mejoras pueden llegar a superar el 6% en parámetros como el consumo. El problema es que luego tiene que haber una continuidad”, explica.

De la mano con Iveco

Gran parte de esos recursos de los que hablamostiene en Iveco al socio perfecto. “Además de este tipo de formación de optimización de los recursos, también estamos formando CAP junto con Iveco. Así, actualmente contamos para la formación con dos EcoStralis de última generación –con semirremolques Lecitrailer-, tres Daily en diferentes configuraciones y un Magelys con el más alto equipamiento. A todo ello hay que añadir una estructura que se compone de 14 personas perfectamente cualificadas”, comenta Manuel Santos.

Pero MS Esfor no para, y próximamente contará con unas nuevas instalaciones en Daganzo de Arriba (Madrid) de dos hectáreas de superficie que dispondrá de todo lo necesario –con diferentes pistas para simular distintas situaciones incluidas- para hacer una formación de calidad y que explotará junto con Iveco.